También conocido como
Pruebas de agregación plaquetar
PFP
PFA
Nombre sistemático
Pruebas de función plaquetaria
Este artículo fue revisado por última vez el
Este artículo fue modificado por última vez el 24.08.2020.
Aspectos Generales
¿Por qué hacer el análisis?

Para determinar la causa de un sangrado excesivo o diagnosticar un defecto de la función plaquetaria, para evaluar y monitorizar la función plaquetaria y para monitorizar la eficacia de un tratamiento con fármacos antiplaquetarios.

¿Cuándo hacer el análisis?

Cuando se forman hematomas (moretones o moratones) con facilidad o sangrados excesivos a través de la nariz o de las encías o de cortes leves. Cuando se toma una medicación que puede alterar la función plaquetaria, y antes o durante algunas intervenciones quirúrgicas. Cuando existen antecedentes familiares de sangrado excesivo.

¿Qué muestra se requiere?

La determinación se realiza a partir de una muestra de sangre venosa del brazo.

Debido a la necesidad de un rápido análisis tras la extracción, ésta suele tener lugar en el hospital donde se encuentre el laboratorio que va a realizar las pruebas. Es importante informar al personal sanitario antes de la punción si existen antecedentes de sangrado abundante.

¿Es necesario algún tipo de preparación previa?

Es posible que sea necesario pausar los medicamentos que puedan alterar esta prueba como la aspirina, los antiinflamatorios no esteroideos (AINEs), antihistamínicos o algunos antibióticos. Entre los AINEs más frecuentemente usados se encuentran el ibuprofeno, el naproxeno y los inhibidores de la COX-2. No obstante, no debe interrumpirse ninguna medicación sin consultar previamente con el médico.

Quizás pueda encontrar los resultados de los análisis que se le han realizado en la página web de su laboratorio. Sin embargo, actualmente está en Lab Tests Online. Es posible que haya sido dirigido aquí por el sitio web de su laboratorio para que así pueda conseguir información útil sobre la (s) prueba (s) que se realizó.

Lab Tests Online es un sitio web de educación para el paciente que ofrece información sobre pruebas de laboratorio y que fue galardonado en el año 2009 con el Premio a las Mejores Iniciativas de Servicio al Paciente que convoca la Fundación Farmaindustria en el apartado correspondiente a sociedades científicas y profesionales.

El contenido de esta página ha sido revisado por especialistas del laboratorio. En ella, se proporcionan explicaciones generales de lo que podrían significar los resultados para cada una de las pruebas aquí desarrolladas. Por ejemplo, lo que podría significar obtener un valor alto o bajo en el contexto de su estado de salud.

Para conseguir los resultados de su análisis, deberá dirigirse al sitio web de su laboratorio o comunicarse con su médico.

Los rangos de referencia de las pruebas que se le han realizado los encontrará seguramente en su informe de laboratorio. Normalmente se encuentran a la derecha de los resultados.

Si no dispone del informe de laboratorio y desea obtener un rango de referencia, consulte a su médico o al laboratorio que realizó los análisis. Los resultados de las pruebas de laboratorio no tienen sentido por sí mismos. Toman significado cuando se comparan con los rangos de referencia. Los rangos de referencia son los valores esperados para una persona sana. A veces se les llama también valores "normales". Al comparar el resultado de una prueba con los valores de referencia, se puede ver si el resultado se encuentra fuera del rango de valores esperados. Los valores que están fuera de los rangos esperados pueden proporcionar pistas para ayudar a identificar posibles enfermedades o trastornos. Si bien la precisión de las pruebas de laboratorio ha evolucionado significativamente en las últimas décadas, puede existir cierta variabilidad entre laboratorios debido a las diferencias en los reactivos químicos empleados, las técnicas de medida y los analizadores o instrumentos que se utilizan. Esta es la razón por la que se proporcionan tan pocos rangos de referencia en esta página web. Es importante saber que, para evaluar si los resultados están "dentro de los límites normales", se debe aplicar el rango de referencia proporcionado por el laboratorio que realizó el análisis. Si desea obtener más información, refiérase al artículo Intervalos de referencia y su significado.

¿Qué es lo que se analiza?

Las plaquetas (también conocidas como trombocitos) son fragmentos celulares pequeños y redondeados, que son esenciales para una correcta coagulación de la sangre. Las pruebas de función plaquetaria evalúan indirectamente la capacidad de las plaquetas para impedir los sangrados en el organismo.

Las plaquetas se producen en la médula ósea y circulan por la sangre. Cuando se produce una lesión en un vaso sanguíneo y empieza el sangrado, las plaquetas ayudan a detener el sangrado por tres mecanismos:

  • Se adhieren en el foco de la lesión.
  • Se agregan entre ellas, formando un “tapón” provisional.
  • Liberan compuestos que estimulan la agregación de más plaquetas y el inicio de la formación del coágulo.

Estas acciones resultan en la formación de un tapón de plaquetas por un proceso conocido como hemostasia primaria. Simultáneamente, las plaquetas activadas participan en la cascada de la coagulación, que son una serie de pasos que implican la activación secuencial de unas proteínas llamadas factores de la coagulación. Este proceso se conoce como hemostasia secundaria y junto con la hemostasia primaria, da lugar a la formación de un coágulo estable que permanece en el foco de la lesión hasta su cicatrización.

Si existen pocas plaquetas o no funcionan adecuadamente, es posible que no llegue a formarse el coágulo estable y, por lo tanto, el riesgo de sangrado aumenta. El recuento de plaquetas es de gran ayuda para diagnosticar los trastornos en los que la cantidad de plaquetas esté alterada. Sin embargo, la valoración de la capacidad funcional de estas plaquetas es más complicada.

Las pruebas de función plaquetaria constituyen un grupo de pruebas que se realizan con una instrumentación específica y que permiten medir la capacidad de agregación de las plaquetas y de formación de un coágulo en una muestra de sangre. A pesar de que se dispone de varias pruebas, no hay ninguna que pueda identificar todos los posibles problemas relacionados con la función plaquetaria, ni tampoco se ha llegado a un consenso respecto a qué prueba puede ser mejor en cada circunstancia.

Las pruebas de función plaquetaria pueden utilizarse en otras situaciones distintas del sangrado excesivo. Existen casos en los que conviene disminuir la capacidad de agregación de las plaquetas, como en el caso de las personas que tienen un riesgo aumentado de producir coágulos en la sangre o de desarrollar un infarto agudo de miocardio. En estos casos se pueden prescribir medicamentos capaces de disminuir la activación y la agregación plaquetaria, como la aspirina a bajas dosis o el clopidogrel. En estos casos, este tipo de pruebas permitiría la monitorización del tratamiento. Sin embargo, en la actualidad aún no existe un consenso sobre la utilidad de este tipo de pruebas para el seguimiento de los tratamientos con antiagregantes plaquetarios.

Pruebas de cribado

Tiempo de sangrado

Antiguamente, la principal prueba de cribado de una disfunción plaquetaria era el tiempo de sangrado. Esta es la única prueba que mide directamente la función plaquetaria. Consiste en realizar dos incisiones pequeñas y superficiales en la cara interna del antebrazo, midiendo el tiempo que se tarda en dejar de sangrar. Actualmente se encuentra en desuso. La prueba no es sensible ni específica, y no refleja necesariamente el riesgo o la gravedad de sufrir un sangrado en los casos en que se realice un tratamiento quirúrgico. Además de ser poco reproducible, se ve afectado por la toma de aspirina y por la habilidad del profesional que realiza la prueba y  es frecuente que queden cicatrices en la piel del antebrazo.

Tiempo de obturación

En esta prueba, las plaquetas se enfrentan a distintas sustancias que las activan y se determina el tiempo que emplean en formar un coágulo de sangre en un orificio situado en un tubo de ensayo diminuto. Un tiempo de obturación prolongado indica que existe un defecto de la función plaquetaria, pero no permite especificar cuál. Esta prueba puede resultar alterada cuando existen pocas plaquetas, si su función es anómala, si faltan ciertas proteínas necesarias para completar la función plaquetar o si se está tomando medicación antiplaquetaria. Esta prueba puede emplearse en el cribado de la enfermedad de Von Willebrand y de algunos otros trastornos plaquetarios, pero puede no detectar las formas leves. Se trata de una prueba relativamente sencilla de realizar y disponible en muchos laboratorios. Ante un resultado positivo, será necesario realizar otras pruebas para determinar la causa.

Viscoelastometría (o Tromboelastometría)

Para evitar los sangrados es necesario que los coágulos sean estables y consistentes hasta la cicatrización de la herida. Este tipo de prueba mide la consistencia del coágulo a medida que se va formando. Es una prueba que suele realizarse en el ámbito hospitalario, bien en el laboratorio o bien en los quirófanos como prueba a la cabecera del enfermo (Point-of-Care).

Pruebas de agregación plaquetaria a punto final

Estas pruebas miden el número de plaquetas que se agregan una vez se ha añadido a la sangre determinadas sustancias para promover su activación. Proporcionan una única medición de la agregación (punto final), pero no la evolución de esta agregación a lo largo del ensayo. A mayor agregación, mejor función plaquetaria. Estas pruebas pueden estar alteradas si existen pocas plaquetas, si la función plaquetaria está disminuida o si se toman fármacos antiplaquetarios.

Ratio de recuento plaquetario

Se mide el número de plaquetas en una muestra inicial. Posteriormente, se añade a la muestra alguna sustancia capaz de activar las plaquetas y causar su agregación. El número de plaquetas se vuelve a medir, de forma que únicamente se detectarán las que no se hayan agregado. La diferencia entre la primera y segunda medición servirá como un indicador de la función plaquetaria.

Pruebas diagnósticas

Agregometría plaquetaria

Son muchas las sustancias que pueden activar a las plaquetas, como las propias proteínas de la herida, los factores liberados por otras plaquetas y los factores producidos por el sistema de la coagulación que ayudan a las plaquetas a formar un tapón en el lugar del sangrado. Se han descrito distintas anomalías plaquetarias debidas a uno a varios de estos sistemas de activación. En una agregometría plaquetaria se realizan de 4 a 8 pruebas diferentes, añadiendo a la sangre una sustancia activadora de las plaquetas (agonista) diferente cada vez y midiendo la agregación plaquetaria. Cuando todas estas pruebas se han completado, un profesional con experiencia las interpreta y determina si existe evidencia de alteración de la función plaquetaria. Esta prueba se considera el patrón oro (gold standard) para la evaluación de la función plaquetaria, y permite diagnosticar varios trastornos hereditarios y adquiridos. Se realiza normalmente en los hospitales grandes debido a la complejidad, tanto de la prueba como de su interpretación.

Lumiagregometría

Se trata de una prueba similar a la agregometría, pero que mide simultáneamente mediante luminiscencia, la liberación de ciertas sustancias contenidas en los gránulos plaquetarios (pequeñas bolsas que se encuentran dentro de las plaquetas). Esta técnica mide la cantidad de luz que se emite cuando se añaden los agonistas, la cual es proporcional a la cantidad de adenosín difosfato (ADP) que se transforma en adenosín trifosfato (ATP). De esta forma, se pueden detectar las alteraciones en los gránulos plaquetarios de los defectos de almacenamiento como el síndrome de la plaqueta gris, el síndrome de Hermansky-Pudlak o el síndrome de Chediak-Higashi.

Citometría de flujo

Los defectos funcionales de las plaquetas se pueden evaluar mediante citometría de flujo. En esta prueba se emplean láseres para determinar las proteínas de la superficie de las plaquetas y los cambios que sufren tras la activación. La citometría de flujo aplicada a las plaquetas es un procedimiento altamente especializado disponible únicamente en laboratorios de referencia, para diagnosticar trastornos hereditarios de la función plaquetaria.

Accordion Title
Preguntas Comunes
  • ¿Cómo se utiliza?

    Para evaluar la capacidad de las plaquetas para agregarse y empezar a formar un coágulo se emplean varias pruebas de función plaquetaria. Pueden utilizarse con distintas finalidades, algunos ejemplos pueden ser los siguientes:

    • Para el diagnóstico de una disfunción plaquetaria en personas que tienen antecedentes de sangrado excesivo. Estos casos son la indicación más frecuente. El estudio de la función plaquetaria, junto con otras pruebas para el diagnóstico de trastornos hemorrágicos, permiten distinguir si la disfunción plaquetaria es congénita o adquirida. Por ejemplo, la enfermedad de Von Willebrand es la disfunción plaquetaria congénita más frecuente y se caracteriza por la disminución en la producción o disfunción de factor Von Willebrand (VWF), encargado de la adhesión plaquetaria al lugar de la lesión.
    • Para el seguimiento de la función plaquetaria en intervenciones quirúrgicas complejas como el bypass cardiopulmonar, el cateterismo cardíaco, el trasplante de hígado o la cirugía traumatológica. Por ejemplo, en un bypass cardiopulmonar se deben administrar anticoagulantes para evitar la formación de trombos y por lo tanto, el riesgo de sangrado está aumentado. Además, el hecho de realizar un bypass y de hacer circular la sangre mecánicamente constituye un estímulo muy importante para las plaquetas, que se activan y se vuelven disfuncionales. El control del número de plaquetas en sangre (recuento de plaquetas) durante una cirugía cardíaca permite al facultativo mantener un equilibrio entre la tendencia al sangrado y la tendencia a la formación de trombos.
    • En el cribado del riesgo prequirúrgico en los pacientes con antecedentes personales o familiares de sangrados. En la actualidad, se evalúan conjuntamente los antecedentes clínicos, factores de riesgo y diferentes pruebas que estudian la hemostasia secundaria (tiempo de protrombina, tiempo de tromboplastina parcial) para determinar el riesgo de sangrado. Sin embargo, no se dispone de una única prueba de función plaquetaria que permita predecir la probabilidad de sangrado durante la cirugía en una persona determinada. Curiosamente, se ha visto que las pruebas de función plaquetaria no son útiles para predecir el riesgo de sangrado en los pacientes tratados con antiagregantes plaquetarios como la aspirina o el clopidogrel, o con antiinflamatorios no esteroideos (AINEs).
    • Para monitorizar los tratamientos antiagregantes plaquetarios en personas que han sufrido un accidente vascular cerebral o un infarto agudo de miocardio, para disminuir la formación de los coágulos. Actualmente no se suele realizar el seguimiento de estos tratamientos con pruebas de función plaquetaria. A medida que se descubran nuevos fármacos con propiedades antiplaquetarias serán necesarios nuevos métodos para su control.
    • Para detectar la resistencia a la aspirina. Es común prescribir aspirina a dosis bajas como terapia antiagregante plaquetaria en las personas que han padecido algún evento cardiovascular, como un accidente vascular cerebral o un infarto agudo de miocardio. Es posible que los individuos tratados y que presenten de nuevo otro infarto tengan resistencia a la aspirina. Actualmente, esta terminología de resistencia a la aspirina es un poco confusa y no existe consenso en cuanto a su definición, la cantidad de personas afectadas o el método para diagnosticarla. Aún no se sabe si existe alguna prueba que permita predecir el efecto en un paciente determinado, si es algo transitorio o permanente, o si existe asociación con la resistencia a otros tratamientos antiagregantes (como clopidogrel). A pesar de que estas pruebas son cada vez más accesibles, aún no existe consenso sobre cómo debe modificarse el tratamiento antiagregante en función de los resultados de las pruebas. La mayoría de los expertos coinciden en que queda mucho por investigar en esta materia.

    Entre las pruebas de función plaquetaria se incluyen:

    • Tiempo de obturación.
    • Viscoelastometría.
    • Tiempo de sangrado.
    • Agregometría / Lumiagregometría plaquetaria.
    • Citometría de flujo.

    Otras pruebas que pueden solicitarse en la evaluación de los trastornos plaquetarios son el hemograma, el recuento de plaquetas, el dímero-D, el tiempo de protrombina, el tiempo de tromboplastina parcial y el factor Von Willebrand.

  • ¿Cuándo se solicita?

    Se puede solicitar una o varias de las pruebas de función plaquetarias en los siguientes casos:

    • Cuando una persona presenta signos de disfunción plaquetaria, como sangrados excesivos, hematomas de fácil aparición, sangrados nasales, sangrados menstruales importantes, sangrado de encías, sangrado excesivo durante procedimientos dentales, etc.
    • Antes de una intervención quirúrgica u otros procedimientos invasivos.
    • Durante una intervención quirúrgica, especialmente si es larga.
    • Cuando se están tomando fármacos que pueden repercutir sobre la función plaquetaria.
  • ¿Qué significa el resultado?

    La interpretación de los resultados depende de la finalidad con la que se ha solicitado la prueba.

    Cuando se estudia un sangrado excesivo o cuando se quiere descartar la posibilidad de que exista un sangrado importante en una intervención quirúrgica, la presencia de unos resultados anormales pueden indicar un trastorno plaquetario. A menudo será necesario evaluar los factores de coagulación junto con una buena historia clínica y una exploración física para identificar la causa de la disfunción. Es frecuente que se realicen estudios familiares para determinar si esta causa es hereditaria o adquirida.

    A continuación se mencionan algunos ejemplos de trastornos hereditarios de la función plaquetaria:

    • Enfermedad de von Willebrand. La disfunción o la disminución de la producción del factor Von Willebrand, resultando en una adherencia plaquetaria disminuida y una tendencia al sangrado.
    • Tromboastenia de Glanzmann. Se ve afectada la capacidad de agregación de las plaquetas entre sí.
    • Síndrome de Bernard-Soulier. Se caracteriza por una disminución de la adhesión plaquetaria al foco de la lesión.
    • Deficiencias del pool del depósito plaquetario. Pueden afectar a la liberación de las sustancias promotoras de la agregación por parte de las plaquetas.

    Los trastornos adquiridos de la función plaquetaria pueden ser debidos a condiciones crónicas como las siguientes:

    Algunos trastornos adquiridos de la función plaquetaria transitorios incluyen los siguientes:

    • Disminución de la función debido a la toma de fármacos como la aspirina y los AINEs.
    • Función anómala después de una cirugía prolongada de bypass cardíaco.

    Si un individuo está tomando fármacos que pueden afectar a la función plaquetaria como la aspirina, los resultados de las pruebas reflejarán la respuesta de las plaquetas a la medicación.

  • ¿Hay algo más que debería saber?

    Las pruebas de función plaquetaria no reflejan exactamente el proceso de coagulación que tiene lugar en el organismo (in vivo). Es posible que una persona con pruebas de función plaquetaria normales tenga sangrados excesivos o alteraciones en la coagulación en el curso de una intervención quirúrgica.

    La mayor parte de las muestras utilizadas en las pruebas de función plaquetaria sólo son estables durante un corto período de tiempo. A menudo el médico solamente puede solicitar las disponibles en su centro de trabajo.

    Existen varios medicamentos que pueden alterar los resultados de las pruebas de función plaquetaria, como:

    • Aspirina y compuestos que contengan ácido acetilsalicílico (salicilatos).
    • Antiinflamatorios no esteroideos, como el ibuprofeno y el naproxeno, o medicamentos de venta libre que los contengan.
    • Antidepresivos tricíclicos.
    • Antihistamínicos.
    • Algunos antibióticos.
    • Algunos suplementos alimentarios y productos de herboristería (ajo, cúrcuma, comino, gingko biloba).
  • ¿Deberían realizarse las pruebas de función plaquetaria a todo el mundo?

    La mayoría de las personas no necesitará nunca realizarse las pruebas de función plaquetaria. Sólo está indicado en las personas con sangrados excesivos, en las que toman alguna medicación específica o en las que se tiene que realizar cierto tipo de cirugía. No son pruebas indicadas para realizar cribados en la población general.

  • ¿Puede el médico escoger cuál de las pruebas de función plaquetaria le interesa?

    Normalmente, el hospital o el laboratorio ofrecerán alguna de estas pruebas, pero no todas. Estas pruebas evalúan lo mismo,la función plaquetaria, aunque de diferente manera. Como es importante que la muestra de sangre se analice rápidamente, el médico optará por las pruebas que se realicen en su centro de trabajo. Ocasionalmente será necesario que el paciente se desplace a otro centro para realizarse la extracción de sangre y las pruebas.

  • ¿Es posible que la función plaquetaria vaya variando con el tiempo?

    Es posible. A pesar de que algunos trastornos asociados a disfunción plaquetaria son hereditarios, otros son adquiridos y pueden presentarse en cualquier momento de la vida. Si bien una disfunción plaquetaria debida a una enfermedad crónica puede alargarse en el tiempo, generalmente será controlable. Las disfunciones debidas a medicamentos se resuelven al dejar la medicación.

Bibliografía

Este artículo está basado en las fuentes bibliográficas que se citan a continuación, así como en la propia experiencia del Comité de expertos y revisores de Lab Tests Online. Además, este apartado es revisado periódicamente por el Consejo Editorial, con el fin de mantenerlo actualizado.

Los enlaces dirigidos a páginas web pueden no estar disponibles por causas ajenas a nuestra voluntad, por lo que pedimos disculpas y agradeceremos que nos informe de estas anomalías para poder subsanarlas.

Kottke-Marchant, Kandice An Algorithmic Approach to Hemostasis Testing Second Edition: College of American Pathologists (CAP) Press, Northfield, IL. Pp 17-32, 99-120

Chandler, W.L. Emergency assessment of hemostasis in the bleeding patient. Int J Lab Hematol. 2013; 35:339-343. Disponible online en http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1111/ijlh.12071/pdf.

Harrison, P and Lordkipanidze, M. Testing Platelet Function. Hematol Onc Clin N Am. 2013; 27:411-441.

Breet NJ, van Werkum, JW, Bouman HJ, et al. Comparison of six major platelet function tests in predicting clinical outcome in patients undergoing coronary stent implantation. JAMA 2010; 303(8): 849-56. Disponible online en https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/20179285.

Breet NJ, van Werkum JW, Bouman HJ, et al. High on-aspirin platelet reactivity as measured with aggregation-based, cyclooxygenase-1 inhibition sensitive platelet function tests is associated with the occurrence of atherothrombotic events. J Thromb Haemost 2010;8(10):2140-8. Disponible online en http://onlinelibrary.wiley.com/doi/10.1111/j.1538-7836.2010.04017.x/abstract.

Paniccia R, Priora R, Alessandrello A, et al. Platelet function tests: a comparative review. Vascul Health Risk Manage 2015; 11:133-148.

Thomas, Clayton L., Editor (1997). Taber’s Cyclopedic Medical Dictionary. F.A. Davis Company, Philadelphia, PA [18th Edition].

Pagana, Kathleen D. & Pagana, Timothy J. (2001). Mosby’s Diagnostic and Laboratory Test Reference 5th Edition: Mosby, Inc., Saint Louis, MO.

Elstrom, R. Platelet aggregation test. MedlinePlus Health Information, Medical Encyclopedia. Disponible online en http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/ency/article/003669.htm.

Menta, S. The Coagulation Cascade. Physiology Disorders Evaluation, College of Medicine, Univ of Florida.

Platelet Function Analyzer (PFA)-100 – FAQ. Florida Hospital Cancer Institute, Clinical and Research Laboratories.

Kottke-Marchant, K. and Aller, R. (2003 January). Toward multi-functional analyzers. College of American Pathologists, January 2003 Survey of instruments.

Corcoran, G. and Kottke-Marchant, K. Chasing after the causes of platelet disorders. College of American Pathologists, Feature Story.

What is Idiopathic Thrombocytopenic Purpura? NHLBI, Diseases and Conditions Index. Disponible online en http://www.nhlbi.nih.gov/health/dci/Diseases/Itp/ITP_WhatIs.html.

What is von Willebrand Disease? NHLBI, Diseases and Conditions Index. Disponible online en http://www.nhlbi.nih.gov/health/dci/Diseases/vWD/vWD_WhatIs.html.

Von Willebrand Disease. NHF. Disponible online en https://www.hemophilia.org/Bleeding-Disorders/Types-of-Bleeding-Disorders/Von-Willebrand-Disease.

Hemostasis. Merck Manual of Diagnosis and Therapy. Disponible online en http://www.merck.com/mrkshared/mmanual/section11/chapter131/131b.jsp.

Cortese Hassett, A. Platelet Function Testing. Transfusion Medicine Update, The Institute for Transfusion Medicine, Issue #5.

Lee, D. Platelet Aggregometry. Stanford Interventional Cardiology.

Carville, D. and Guyer, K. (2000 September). Hemostasis testing: past, present, and Future. IVD Technology Magazine, medical devicelink.

Locke, J. Issues in Platelet Function Testing. Clinical Laboratory Strategies.

Wuillemin, W., et.al. (2002). Evaluation of a Platelet Function Analyser (PFA-100Ò) in patients with a bleeding tendency. Swiss Med Wkly 132:443-448.

SE Lind. The bleeding time does not predict surgical bleeding. Blood, Jun 1991; 77: 2547 - 2552.

RPC RODGERS, J LEVIN, and SE LIND. Bleeding Time Revisited Blood, May 1992; 79: 2495 - 2497.

Hankey, G. and Eikelboom, J. Aspirin resistance. BMJ 2004;328:477-479. Disponible online en http://bmj.bmjjournals.com/cgi/content/full/328/7438/477.

Peterson, P. Aspirin Resistance: Fact and Fiction. Medscape Conference Coverage, based on selected sessions at the: Pathology Today: American Society for Clinical Pathology 2005 Annual Meeting. Disponible online en https://www.medscape.org/viewarticle/518858 

Eikelboom, J. et. al. Aspirin Resistance and Its Implications in Clinical Practice. Medscape General Medicine 2005;7(3):76. Disponible online en http://www.medscape.com/viewarticle/506101.

Accumetrics VerifyNow-Aspirin Assay (Formerly Ultegra RPFA-ASA). FDA 510(k) Summary.

Clarke, W. and Dufour, D. R., Editors. Contemporary Practice in Clinical Chemistry: AACC Press, Washington, DC. Pp 235-237.

Wu, A. (© 2006). Tietz Clinical Guide to Laboratory Tests, 4th Edition: Saunders Elsevier, St. Louis, MO. Pp 862-867.

Dugdale, D. and Chen, Y. Platelet aggregation test. MedlinePlus Medical Encyclopedia. Disponible online en http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/ency/article/003669.htm.

Functional Platelet Disorders. ARUP Consult. Disponible online en https://arupconsult.com/content/functional-platelet-disorders.

Ang, L. and Mahmud, E. Monitoring Oral Antiplatelet Therapy: Is It Justified? Medscape from Therapeutic Advances in Cardiovascular Disease.

Gurbel, P. et. al. Platelet Function Monitoring in Patients With Coronary Artery Disease. Medscape from Journal of the American Journal of Cardiology.

Hughes, S. ACC 2009: Evidence Growing for Personalized Antiplatelet Therapy. Medscape from Heartwire. Disponible online en http://www.medscape.com/viewarticle/590292.

Stasik, C. Principles, Indications, and Limitations of the Platelet Function Analyzer. CAP NewsPath. Disponible online en http://www.cap.org.

Henry's Clinical Diagnosis and Management by Laboratory Methods. 21st ed. McPherson RA and Pincus MR, eds. Philadelphia: 2007, Pp 757-765.

Krasopoulos G, Aspirin "resistance" and risk of cardiovascular morbidity: systematic review and meta-analysis. BMJ, doi: 10.1136/bmj.39430.529549.BE.

Harrison's Principles of Internal Medicine. 16th ed. Kasper D, Braunwald E, Fauci A, Hauser S, Longo D, Jameson JL, eds. McGraw-Hill, 2005, Pp 676-678.

Henry's Clinical Diagnosis and Management by Laboratory Methods. 22nd ed. McPherson R, Pincus M, eds. Philadelphia, PA: Saunders Elsevier: 2011, 805-816.

Wintrobe's Clinical Hematology. 12th ed. Greer J, Foerster J, Rodgers G, Paraskevas F, Glader B, Arber D, Means R, eds. Philadelphia, PA: Lippincott Williams & Wilkins: 2009, Pp 1362-1363.

Platelet Function Disorders. Written by David Page, Reviewed by Sara J. Israels, M.D. FRCP(C). Canadian Hemophilia Society.

Sue Hughes. Should Platelet Function Be Measured? New Data. Medscape News. Disponible online en http://www.medscape.com/viewarticle/769925.

Michael O'Riordan. Platelet-Function Testing Might Benefit Select PCI Patients, Says Expert Panel. Medscape News. Disponible online en http://www.medscape.com/viewarticle/812254.

Gorelick P, Farooq M. Advances in Our Understanding of "Resistance" to Antiplatelet Agents for Prevention of Ischemic Stroke. Stroke Res Treat. 2013; 2013: 727842. Disponible online en http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3725785/.

Lisa Nainggolan. Pharmacologists Question Aspirin Resistance. Medscape News. Disponible online en http://www.medscape.com/viewarticle/775844.

Brad S. Karon, MD, PhD and Elizabeth Jaben, MD. Platelet Function, Laboratory Methods for Evaluating Effectiveness of Anti-platelet Therapy. Clinical Laboratory News April 2011: Volume 37, Number 4.

 

Pregúntenos

*Importante*: No es posible interpretar los resultados de los análisis clínicos fuera del contexto de la historia clínica del paciente. Rogamos no remita resultados para su interpretación, ya que ésta debe ser realizada exclusivamente por su médico. Si tiene dudas sobre esta prueba, puede completar un formulario y solicitar interpretación más detallada sobre el análisis en cuestión. Su consulta se tratará de manera confidencial y será respondida por un profesional del laboratorio clínico.

Es usted profesional sanitario?