También conocido como
Legionella Pneumophila; Prueba de la enfermedad del legionario
Nombre sistemático
Antígeno de la Legionella, orina; Cultivo de Legionella; PCR de Legionella
Este artículo fue revisado por última vez el
Este artículo fue modificado por última vez el
15.01.2018.
Aspectos generales
¿Por qué hacer el análisis?

Para detectar la bacteria Legionella y averiguar si puede ser la causa de neumonías o de síntomas similares a los de la gripe; para investigar brotes epidémicos de Legionella.

¿Cuándo hacer el análisis?

Cuando existe tos, dolores generalizados, dificultad para respirar, dolor de cabeza, y fiebre con escalofríos, y en algunos casos cuando existe dolor abdominal, diarrea, náuseas y/o alteraciones mentales que el médico sospeche que sean atribuibles a una infección por Legionella.

¿Qué muestra se requiere?

La determinación se realiza a partir de una muestra de orina, de esputo y/o de secreciones respiratorias o bien a partir de otros fluidos biológicos.

¿Es necesario algún tipo de preparación previa?

Para esta prueba no se necesita ninguna preparación especial.

Quizás pueda encontrar los resultados de los análisis que se le han realizado en la página web de su laboratorio. Sin embargo, actualmente está en Lab Tests Online. Es posible que haya sido dirigido aquí por el sitio web de su laboratorio para que así pueda conseguir información útil sobre la (s) prueba (s) que se realizó.

Lab Tests Online es un sitio web de educación para el paciente que ofrece información sobre pruebas de laboratorio y que fue galardonado en el año 2009 con el Premio a las Mejores Iniciativas de Servicio al Paciente que convoca la Fundación Farmaindustria en el apartado correspondiente a sociedades científicas y profesionales.

El contenido de esta página ha sido revisado por especialistas del laboratorio. En ella, se proporcionan explicaciones generales de lo que podrían significar los resultados para cada una de las pruebas aquí desarrolladas. Por ejemplo, lo que podría significar obtener un valor alto o bajo en el contexto de su estado de salud.

Para conseguir los resultados de su análisis, deberá dirigirse al sitio web de su laboratorio o comunicarse con su médico.

Los rangos de referencia de las pruebas que se le han realizado los encontrará seguramente en su informe de laboratorio. Normalmente se encuentran a la derecha de los resultados.

Si no dispone del informe de laboratorio y desea obtener un rango de referencia, consulte a su médico o al laboratorio que realizó los análisis. Los resultados de las pruebas de laboratorio no tienen sentido por sí mismos. Toman significado cuando se comparan con los rangos de referencia. Los rangos de referencia son los valores esperados para una persona sana. A veces se les llama también valores "normales". Al comparar el resultado de una prueba con los valores de referencia, se puede ver si el resultado se encuentra fuera del rango de valores esperados. Los valores que están fuera de los rangos esperados pueden proporcionar pistas para ayudar a identificar posibles enfermedades o trastornos. Si bien la precisión de las pruebas de laboratorio ha evolucionado significativamente en las últimas décadas, puede existir cierta variabilidad entre laboratorios debido a las diferencias en los reactivos químicos empleados, las técnicas de medida y los analizadores o instrumentos que se utilizan. Esta es la razón por la que se proporcionan tan pocos rangos de referencia en esta página web. Es importante saber que, para evaluar si los resultados están "dentro de los límites normales", se debe aplicar el rango de referencia proporcionado por el laboratorio que realizó el análisis. Si desea obtener más información, refiérase al artículo Intervalos de referencia y su significado.

¿Qué es lo que se analiza?

La Legionella es una bacteria que puede causar una forma grave de neumonía conocida como la enfermedad del legionario. La prueba de la legionella detecta la presencia de dicha bacteria y es de ayuda para el diagnóstico de la causa de una neumonía.

La infección por legionella afecta al tracto respiratorio inferior, a menudo requiere hospitalización y tiene una tasa de mortalidad importante. Además de la neumonía, la Legionella también puede ocasionar la fiebre de Pontiac, que es una enfermedad leve con síntomas parecidos a los de la gripe, que se autolimita. El concepto de legionelosis abarca a ambas entidades, la enfermedad del legionario y la fiebre de Pontiac.

La Legionella se encuentra de forma natural en el medioambiente. La bacteria se desarrolla mejor en climas cálidos, en aguas estancadas y puede crecer en las tuberías o sistemas de conducción del agua de grandes edificios, como hoteles, hospitales e incluso cruceros. La bacteria puede contaminar agua de piscinas climatizadas, piscinas de hidromasaje, depósitos de agua caliente, torres de refrigeración de aire, máquinas de hielo, humidificadores y fuentes públicas.

La infección acontece cuando una persona inhala vapor, aire húmedo o gotitas de aire contaminadas con Legionella. La infección no se contagia de persona a persona. La fiebre de Pontiac aparece de manera característica en 24-48 horas mientras que la enfermedad del legionario tiene un período de incubación más largo, de días a un par de semanas. Según los Centers for Disease Control and Prevention (CDC), el número real de personas afectas de legionelosis es muy superior al estimado ya que muchos casos de fiebre de Pontiac y algunos de enfermedad del legionario no llegan a diagnosticarse.

A pesar de que la legionelosis puede afectar a cualquier persona, los individuos que presentan un mayor riesgo de contraer la enfermedad del legionario son los mayores de 50 años, así como los fumadores, los afectos de enfermedades pulmonares o los inmunosuprimidos (como personas con infección por VIH o SIDA, cáncer, o que toman fármacos inmunosupresores). También son más vulnerables las personas con enfermedades crónicas como diabetes, enfermedad renal o enfermedad hepática. Por otra parte, la enfermedad es más frecuente en varones que en mujeres. La enfermedad de legionario suele aparecer de manera esporádica, aunque no es raro que se produzcan brotes epidémicos, como normalmente sucede con la fiebre de Pontiac.

Existen diversos tipos de Legionella, aunque algunos son más frecuentes que otros. Casi un 80% de los casos se atribuye al serogrupo 1 de Legionella pneumophila; con mucha menor frecuencia la infección se atribuye a los serogrupos 4 y 6. Otros tipos de Legionella, como Legionella micdadei, Legionella bozemanii, Legionella dumoffii y Legionella longbeachae pueden ocasionar infección en niños y/o son más prevalentes en algunas regiones del planeta.

Se dispone de distintos tipos de pruebas para diagnosticar infecciones causadas por Legionella:

  • Una prueba antigénica que detecta en la orina una proteína producida por la bacteria; constituye una de las pruebas más utilizadas
  • Cultivos de esputo, de secreciones respiratorias o de otros fluidos biológicos que permiten detectar la bacteria
  • Pruebas moleculares (reacción en cadena de la polimerasa, PCR) utilizada para identificar Legionella en muestras de origen respiratorio.

¿Cómo se obtiene la muestra para el análisis?
La muestra a obtener está en función del tipo de prueba que se aplique.

En el caso de cultivos o de pruebas moleculares, se puede inducir el esputo o pedir al individuo que expectore. El esputo debe recogerse en un recipiente estéril proporcionado por el laboratorio. Antes de la recolección de la muestra se recomienda enjuagar bien la boca con agua o con suero fisiológico (salino). Se deben recoger mucosidades o secreciones consistentes, y por este motivo se indica a la persona en cuestión que se requiere moco o flema que provenga de los pulmones, y no saliva. En caso de que no se pueda expectorar, se puede inducir el esputo inhalando suero fisiológico estéril o un aerosol de glicerina estéril durante unos minutos, para facilitar que la mucosidad se desprenda de las vías respiratorias. El médico puede además recoger muestra de secreciones respiratorias, de otros fluidos biológicos y de cualquier tejido que se haya biopsiado.

En el caso de la prueba antigénica o de detección de antígeno, se debe recoger orina en un recipiente estéril proporcionado por el laboratorio.

¿Se requiere alguna preparación previa para asegurar la calidad de la muestra?
Para esta prueba no se requiere ninguna preparación especial.

NOTA: En el apartado, El laboratorio por dentro, encontrará información sobre la recogida y procesamiento de las muestras de sangre y los cultivos de esputo.

Accordion Title
Preguntas Comunes
  • ¿Cómo se utiliza?

    La prueba se realiza para detectar la presencia de Legionella y para diagnosticar la causa de los síntomas que presenta un individuo. Las pruebas se usan principalmente para establecer el diagnóstico de la enfermedad del legionario y distinguirla de otras causas de neumonía y/o de otros trastornos con síntomas similares. Como la enfermedad del legionario a menudo requiere hospitalización y presenta una tasa de mortalidad significativa, es muy importante identificar la bacteria e iniciar el tratamiento apropiado con antibióticos cuanto antes mejor.

    Normalmente se solicitan una o varias de las siguientes pruebas:

    • Reacción en cadena de la polimerasa (PCR) para detectar especies de Legionella – esta prueba detecta material genético de la bacteria, principalmente a partir de secreciones respiratorias, aunque también a partir de otros fluidos biológicos. La prueba permite detectar diversas especies de Legionella.
    • Antígeno de Legionella pneumophila – detecta una proteína producida por la bacteria. Se determina en orina y ocasionalmente en algún otro fluido biológico. Constituye una manera rápida de detectar la infección, pero solo detecta el serogrupo 1 de Legionella pneumophila. Como la mayor parte de infecciones por legionella son atribuibles al serogrupo 1 deLegionella pneumophila, la prueba permite detectar la mayoría de infecciones en adultos.
    • Cultivo de Legionella – la Legionella requiere un medio de cultivo con nutrientes especiales que favorecen su desarrollo e inhiben el de otros gérmenes; por este motivo se suele realizar simultáneamente con un cultivo de esputo rutinario. Se considera que el cultivo de la bacteria constituye el “patrón aúreo” para diagnosticar una infección por Legionella. Si el cultivo es positivo se puede proporcionar un resultado en 48-72 horas; en caso contrario, debe esperarse hasta 7 días antes de informar que el cultivo es negativo. El cultivo identifica múltiples especies de Legionella y sirve tanto para diagnosticar la infección como para identificar la fuente que ha dado lugar a un brote epidémico.

    Pueden realizarse también otras pruebas que permitan evaluar el estado de salud general del individuo y para  distinguir la infección por Legionella de otras enfermedades con síntomas similares. Entre estas pruebas se incluyen:

    • Cultivo de esputo
    • Tinción de Gram
    • Cultivo de micobacterias
    • Hemograma
    • Otras varias pruebas generalmente solicitadas en analíticas rutinarias
  • ¿Cuándo se solicita?

    Las pruebas para Legionella se solicitan cuando una persona tiene neumonía o síntomas asociados a neumonía, especialmente si se presentan también síntomas o signos de tipo gastrointestinal como diarrea y/o náuseas, y alteraciones del estado mental como confusión.

    Entre los síntomas y signos de la enfermedad del legionario se incluyen:

    • Tos (seca o productiva, con emisión de un esputo sanguinolento)
    • Dolor de cabeza
    • Fiebre alta, escalofríos
    • Debilidad, fatiga
    • Dolores musculares
    • Dolor torácico
    • Dificultad para respirar
    • Letargia
    • Alteraciones del estado mental, confusión

    También pueden aparecer:

    • Diarrea acuosa
    • Dolor abdominal
    • Náuseas y vómitos

    Más ocasionalmente el individuo puede presentar:

    Por otra parte, pueden presentarse otros síntomas si la infección por Legionella infecta a otros órganos como corazón, cerebro, hígado o riñones.

  • ¿Qué significa el resultado?

    Los resultados de las pruebas deben interpretarse considerando la historia clínica del individuo, la exploración física y otras pruebas como por ejemplo radiografías de tórax.

    Unos resultados negativos en las pruebas para legionella no descartan definitivamente la infección. Es posible que una persona esté infectada por una especie de Legionella distinta de la que se incluye en la prueba o que la bacteria esté a tan baja concentración en la muestra analizada que no sea posible detectarla; también puede ser que la bacteria no se haya desarrollado en el medio de cultivo. Puede ser  necesario repetir las pruebas.

    Si la prueba de detección de antígeno de Legionella pneumophila en orina es positiva es muy probable que la persona tenga una infección por el serogrupo 1 de Legionella pneumophila. Si el individuo tiene síntomas compatibles con neumonía, es probable que padezca la enfermedad del legionario.

    Si el cultivo para legionella es positivo, se confirma que el individuo tiene una infección por Legionella, sea cual sea la especie que se haya identificado en el cultivo.

    Si se detecta material genético de Legionella en la prueba molecular (reacción en cadena de la polimeras, PCR) es probable que exista infección por Legionella. No obstante, con esta prueba pueden obtenerse resultados falsamente positivos.

  • ¿Hay algo más que debería saber?

    La enfermedad del legionario puede alterar los resultados de otras pruebas de laboratorio. Estas pruebas no se usan para establecer el diagnóstico pero proporcionan al médico una información valiosa:

    • Disminución del sodio
    • Aumento de fósforo (fosfato)
    • Aumento de la velocidad de sedimentación globular (VSG) y de la proteína C reactiva
    • Aumento de los enzimas hepáticos (ASTALTGGTfosfatasa alcalina)
    • Presencia de sangre y proteínas en orina
    • En la tinción de Gram se observan leucocitos pero escasas o ninguna bacteria. En caso de que se detecte Legionella la bacteria aparece como una bacteria Gram negativa, pequeña, pálida y con bastones de diversas formas

    No se recomienda evaluar los anticuerpos frente a Legionella pneumophila. Esta prueba detecta en sangre anticuerpos producidos por el organismo en respuesta a la infección por Legionella y podría emplearse para confirmar que la infección es reciente. En este caso se requieren dos muestras de sangre tomadas en un período de varias semanas. Un resultado positivo no permite confirmar una infección reciente, ya que un 15% de la población general presenta anticuerpos en sangre e indica que en algún momento de la vida se ha estado expuesto a la bacteria. Una individuo inmunocomprometido puede estar infectado por legionella y no desarrollar una respuesta adecuada con anticuerpos.

    Tampoco se recomienda el análisis de Legionella pneumophila por inmunofluorescencia directa (anticuerpos); se trata de una prueba con menor sensibilidad, más larga y que requiere de un volumen de muestra de origen respiratorio considerable.

  • ¿Puede analizarse el agua para saber si está contaminada por Legionella?

    Sí, y además se realiza con frecuencia en la monitorización de sistemas hídricos (de agua) complejos para detectar la fuente de un brote epidémico así como para asegurarse de que el tratamiento del agua contaminada ha resultado eficaz.

  • ¿Se puede prevenir la contaminación e infección por Legionella?

    Se puede minimizar aunque no se puede eliminar totalmente el riesgo. La Legionella es una bacteria muy común en el medioambiente. En sistemas de conducción de agua es capaz de ser resistente al tratamiento con concentraciones bajas de cloro y puede quedar acantonada en los sedimentos de las tuberías.

  • ¿Deben realizarse las pruebas para Legionella a cualquier persona con signos y/o síntomas similares a los de la gripe?

    La fiebre de Pontiac, el tipo de infección por legionella que ocasiona síntomas similares a los de la gripe, se suele autolimitar y resolver sin tratamiento, y por ello no suele ser necesario realizar las pruebas.

  • ¿Por qué se conoce la enfermedad como enfermedad del legionario?

    La bacteria y la enfermedad recibieron este nombre en 1976 después de que se produjeran muchos casos de neumonía en una convención que congregaba a legionarios; se identificó así a una nueva bacteria. Ese brote epidémico afectó a 182 personas de las cuales murieron 29.

Bibliografía

Este artículo está basado en las fuentes bibliográficas que se citan a continuación, así como en la propia experiencia del Comité de expertos y revisores de Lab Tests Online. Además, este apartado es revisado periódicamente por el Consejo Editorial, con el fin de mantenerlo actualizado.

Los enlaces dirigidos a páginas web pueden no estar disponibles por causas ajenas a nuestra voluntad, por lo que pedimos disculpas y agradeceremos que nos informe de estas anomalías para poder subsanarlas.

Patient Facts: Learn More about Legionnaires' disease. CDC Legionellosis Resource Site. http://www.cdc.gov/legionella/about/

Mayo Clinic Staff. Legionnaires' disease. MayoClinic.com. http://www.mayoclinic.com/print/legionnaires-disease/DS00853/METHOD=print&DSECTION=all

Rathore, M. and Alvarez, A. Legionella Infection. Medscape Reference. http://emedicine.medscape.com/article/965492-overview

Cunha, B. and Sullivan, L. Legionnaires Disease. Medscape Reference. http://emedicine.medscape.com/article/220163-overview

Fisher, M. and Hillyard, D. Legionella pneumophila. ARUP Consult. http://www.arupconsult.com/Topics/Legionellapneumophila

Vorvick, L. Enfermedad del legionario. MedlinePlus Medical Encyclopedia. http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000616.htm

Smeeks, F. Legionnaires Disease in Emergency Medicine. Medscape Reference. http://emedicine.medscape.com/article/783656-overview

Preidt, R. Outbreak of Legionnaires' Disease Traced to Hospital Fountain. MedlinePlus HealthDay.http://health.usnews.com/health-news/managing-your-healthcare/healthcare/articles/2012/01/11/outbreak-of-legionnaires-disease-traced-to-hospital-fountain

Top 10 Things Every Clinician Needs to Know About Legionellosis. CDC Legionellosis Resource Site. http://www.cdc.gov/legionella/clinicians.html

Hadjiliadis, D. Neumonía atípica. MedlinePlus Medical Encyclopedia. http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000079.htm

Dugdale, D. Fluorescencia directa en esputo (DFA). MedlinePlus Medical Encyclopedia. http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/003553.htm

Hicks, L. and Garrison, L. Legionellosis (Legionnaires' Disease & Pontiac Fever). CDC Travelers' Health, Chapter 3 Infectious Diseases Related To Travel. http://wwwnc.cdc.gov/travel/yellowbook/2012/chapter-3-infectious-diseases-related-to-travel/legionellosis-legionnaires-disease-and-pontiac-fever.htm

Bartram, J. et. al. Editors (© 2007). Legionella and the Prevention of Legionellosis World Health Organization. http://www.who.int/water_sanitation_health/emerging/legionella.pdf

Pagana, K. D. & Pagana, T. J. (© 2011). Mosby's Diagnostic and Laboratory Test Reference 10th Edition: Mosby, Inc., Saint Louis, MO. Pp 616.

Forbes, B. et. al. (© 2007). Bailey & Scott's Diagnostic Microbiology, 12th Edition: Mosby Elsevier Press, St. Louis, MO. Pp 424-429.

Pregúntenos

*Importante*: No es posible interpretar los resultados de los análisis clínicos fuera del contexto de la historia clínica del paciente. Rogamos no remita resultados para su interpretación, ya que ésta debe ser realizada exclusivamente por su médico. Si tiene dudas sobre esta prueba, puede completar un formulario y solicitar interpretación más detallada sobre el análisis en cuestión. Su consulta se tratará de manera confidencial y será respondida por un profesional del laboratorio clínico.

Es usted profesional sanitario?
Dirección de correo electrónico